fuera de texto y de contexto – una página de “el feminismo y el abismo de la libertad”

Estándar

[…]

He sugerido que es necesario tener imaginación para ver el drag como instancia hiperbólica de las normas de género antes que como un nombre vestido de mujer. Si ponemos excesivo énfasis en el objeto mismo, perdemos de vista la imaginación en tanto facultad que nos permite situar a los particulares en una inesperada y potencialmente crítica relación mutua -crítica porque podemos ver algo nuevo, algo que no está dado en el objeto mismo como asimismo el contexto que demanda otros puntos de vista para formar un juicio. El valor potencial de la perfomance drag no es aportar una instancia de lo extraño en forma de proposición empírica que descubre el aspecto de mentira de una verdad establecida como, en este caso, la diferencia sexual naturalizada. Lo valioso es que la perfomance podría ser la dramatización de una figura de lo pensable de modo nuevo que nos premite ver los cuerpos desde cero. Esta figura de lo pensable de modo nuevo no es inherente al objeto mismo. Más bien, el objeto -por ejemplo, la perfomance drag– puede serusado o trabajado por la imaginación radical, el poder de presentación u organización, para figurar el pensamiento nuevamente. Para tomar un ejemplo muy conocido, Freud retrabajó la perfomance del síntoma de lahisteria en una figura que le permitió pensar la histeria radicalmente de nuevo. ¿Y acaso Butler no retrabajó la perfomance de la feminidad para poder pensar el género de nuevo? A mi entender éste es el verdadero logro, casi siempre pasado por alto, de El género en disputa. En tanto generadora de la  figura de lo pensable de modo nuevo, que rompe con toda la problemática de lo verdadero y lo falso, el aspecto más pernicioso de esta obra temprana (postular el drag como algo subversivo) podría resultar el más creativo y radical. […]

Si la imaginación creativa no sólo está más allá de lo verdadero y lo falso sino que ha dejado de estar esclavizada por la funcionalidad, como plantea Castoriadis, surgen nuevas maneras de ver los cuerpos más allá de la economía del uso (por ejemplo, para la reporducción social y biológica) que define la cópula naturalizada del varón y la hembra en lo que Butler denomina “la matriz heterosexual”.

y, me disculpan, no pongo la cita a Castoriadis ni a Butler

El feminismo y el abismo de la libertad, Linda Zerrilli, Fondo de Cultura Española, 2008, pp 130 – 131

¡tampoco pretendan que cite segùn las normas acadèmicas!

Anuncios

»

  1. Muy interesante el fragmento, Sonia.
    Si conseguís por ahí el enlace para leerlo entero en la web, pasalo!
    Tal vez, digo, haya algo de subversivo en las dos maneras de entender lo “drag” que plantea la autora, aunque es complicado hacer compatible este potencial estético cuya subversividad no niego, con una política que tienda a la eliminación de los géneros en cuanto moldes estrictos que nos encajan, quieramos o no, en lo masculino, en lo femenino, o en una mezcla de ambas polaridades. ¿Por qué no_precisamente como plantea la autora_pensar los cuerpos _y las vidas_ tambien las vidas “sexuales”_ desde “cero”, en el sentido de liberarlas de toda atadura genérica? En un nivel personal, es un proceso a seguir la subversión contra el género, el rechazo a ser “hombre” o “mujer” y la desobediencia a los mandatos heteropatriarcales.
    Pero en lo social-sexual, la masculinidad sigue siendo hegemónica: se entrena a las mujeres para el servicio a los hombres, y a los hombres para la dominación de las mujeres. Parodiar este proceso, este sistema sexo-´político y los estereotipos que intervienen puede servir como una de las maneras para comenzar a desarticularlos, si esa es la intención, si no nos resignamos a la “eternidad” del género. Por otra parte, el género puede ser cuestionado mediante la hipérbole, no solo por sujetos que “se visten del otro sexo” (como vulgarmente se dice) sino también por sujetos (osos en la cultura gay, femmes en la lesbiana, etc) que exageran hasta el clímax los atributos genéricos que les son asignados. Eso es muy interesante tmb.

    • no encontré una vista previa del libro en google books…. mis habilidades llegan hasta ahí!. La página transcripta , la tipee artesanalmente.

  2. aqui escanee la parte de donde saqué el texto…. ¡no es fácil andar escaneando realmente, así que la corto aquí! espero que te sirva
    el libro se llama EL FEMINISMO Y EL ABISMO DE LA LIBETAD
    el capitulo, LAS FEMINISTAS NO SABEN LO QUE HACEN
    la sección, L A IMAGINACIÓN RADICAL
    Y LAS FIGURAS DE LO PENSABLE DE MODO NUEVO

    este es el link donde encontrarlo
    http://wp.me/pFzwn-t

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s